+34 954 97 54 74 info@outsourthink.es

Outsourcing es una palabra inglesa formada por dos términos: “out” (fuera) y “source (fuente).  Outsourcing hace referencia al uso de una fuente externa mediante la subcontratación de un servicio prestado por profesionales en la materia. En el ámbito empresarial también se conoce como externalización o tercerización.

Estamos hablando de delegar, algo que está muy de moda en la actualidad. Antes de la globalización, las empresas optaban por realizar ellas todos los servicios que necesitaban para el desarrollo de su actividad y estaban «obligadas » a ser expertas en todo»

Podemos encontrar varias formas de externalización:

A) Subcontratar una empresa (BPO – Busines Process Outsourcing): Sacar un proceso determinado de mi empresa para que lo realice otra persona o empresa desde fuera, por ejemplo, la realización de las nóminas. En vez de tener un departamento de administración de personal, contrato los servicios de una empresa que me realiza el servicio y a final de mes, me entrega las nóminas elaboradas.

B) Interim Management: contratación de profesionales con dilatada experiencia en dirección y gestión que se incorporan de forma externa a una empresa para llevar a cabo una misión ejecutiva muy concreta durante un plazo de tiempo determinado y con unos objetivos previamente definidos. Siguiendo con el ejemplo anterior, contrataríamos a un profesional experto en la dirección de RRHH y le otorgaríamos el roll de Director de RRHH de nuestra empresa. Nos ayudaría montar el proceso desde dentro( Si no lo estuviera) y todos los finales de mes, se pasaría por la empresa (el tiempo que fuera necesario), para asegurar que las nóminas salen de forma correcta.

Los ejemplos anteriores pueden extrapolarse a las áreas de Finanzas, Marketing, Dirección General, proyectos….

Pero realmente, ¿Cuales son las principales ventajas del Outsourcing?

Nos permite focalizar esfuerzos en el giro distintivo (‘core business’) reduciendo costes

La externalización permite a la empresa centralizar sus recursos en su core business dejando a un experto la gestión de la actividad auxiliar de la Compañía, de forma flexible. El Outsourcing es una estrategia efectiva, no solo para reducir costes, sino también para optimizar el retorno de las inversiones focalizando los esfuerzos de la empresa.

1. Reducción costes

La colaboración con empresas externas permite ahorrar gastos como los asociados a la inversión en infraestructuras o tecnología, o los destinados a la contratación de nuevos trabajadores que se hagan cargo de tareas que no son una función específica de la empresa.

2. Focalización en la actividad principal

El outsourcing permite a la empresa enfocarse principalmente en el negocio y no consumir recursos humanos y financieros en otras áreas que no son estratégicaspara su actividad principal. Así se logra un mayor rendimiento al evitar distracciones innecesarias.

3. Transformación de costes fijos en variables

La externalización permite reducir las inversiones en infraestructuras y tecnología a través de la contratación de determinados servicios a un proveedor externo. Esta contratación conlleva el establecimiento de un precio fijo, por lo que podremos obtener una previsión detallada del coste del servicio.

4. Reduce el riesgo

El outsourcing traslada parte del riesgo empresarial en sectores clave, como el financiero, o en nuevos servicios, como aquellos relacionados con la tecnología, a proveedores externos especializados. Además, reduce el riesgo al evitar grandes inversiones iniciales en infraestructura o tecnología, lo que amplía la capacidad de destinar recursos a proyectos nuevos.

5. Mejora la calidad

Contratar determinados procesos complejos mediante proveedores externos con conocimientos específicos en esas materias, nos aseguran un resultado de calidad.

6. Aumento de la productividad

El trabajo a realizar se realiza automáticamente, a través de una empresa especializada en esa área, reduciendo el tiempo de realización de los proyectos a no perder tiempo en selección de personal, formación o adquisiciones de equipo. Ejecutar el mismo trabajo en un menor plazo aumenta de forma significativa la productividad empresarial.

7. Mejora los procesos de innovación

Al reducir costes y tiempo en la ejecución de determinadas actividades, la empresa dispone de más recursos para innovar y así comenzar nuevos proyectosque puedan posicionarla en un puesto clave dentro del mercado competitivo.

8. Mayor flexibilidad

El Outsourcing nos facilita adaptarnos a los cambios que se producen en el mercado, contratando servicios con terceros solo en el momento en el que lo necesitemos, como en aquellas operaciones que se deban ejecutar estacionalmente.

9. Acceso a las últimas tecnologías

Contratar a una empresa de outsourcing adecuada nos permite disponer de la tecnología más novedosa sin tener que hacer grandes inversiones en equipos o en formar a personal especializado en las mismas. Si nuestra empresa cuenta con las últimas tecnologías podrá iniciar nuevos proyectos de forma inmediata.

10. Aumento de la competitividad

El resultado final al seguir una estrategia de externalización de servicios (outsourcing) es lograr que la empresa adopte una buena posición estratégica en un mercado competitivo y en un entorno globalizado. El outsourcing permite reducir los costes de su empresa logrando una mayor productividad de forma flexible.

Pero ¿Qué tipo de empresas son las que más se pueden beneficiar de estas herramientas?

El outsourcing, la externalización de procesos o el interim management, bien planificado, es una herramienta útil para cualquier tipo de empresas.

Pymes

Pequeñas y medianas empresas que por su estructura no pueden disponer de un director administrativo–financiero pero que quieren tener la tranquilidad de tener su área económico financiera en orden y dedicar su tiempo a lo que de verdad importa, su actividad, su negocio.

Startups

Empresas que inician su proyecto y que no disponen de suficientes recursos para mantener un directivo  que gestione  y diseñe los  que permitan asegurar el crecimiento sostenido.

Todo tipo de empresas

Ya disponiendo de departamento o no, que necesiten el apoyo de un experto independiente que apoye a la Dirección en la toma de decisiones o a afrontar un proceso de transición:

  • Sustitución temporal de un cargo Directivo
  • Gestión de un cambio organizacional importante: Intervención tras una Due Dilligence de compra o fusión, restructuración, profesionalización del Consejo Familiar
  • Desarrollo de nuevos negocios
  • Gestión del Crecimiento empresarial

En Outsourthink, somos especialistas en la externalización de procesos e Interim Management.